Psicóloga te enseña cómo ayudar a tu hijo con dislexia
02:00 PM / 11/10/2017-Ana Padrón (Pasante) / Mariana Tello (Editora)
Agencias

La dislexia infantil se observa con la dificultad que tiene el niño en el proceso de lecto-escritura y aprendizaje, producto de una alteración de las zonas cerebrales que controlan el lenguaje. Lo que significa para ellos un retraso importante con relación a sus demás compañeros, ya que la condición, no le permite asimilar información del medio escolar.

 

La dislexia afecta a niños de entre 7 a 9 años de edad, y se cree que tiene una base genética. Esta no está relacionada con la inteligencia del niño, aunque afecta funciones relacionadas con la memoria, el vocabulario, las áreas motrices o el habla. Un niño con dislexia, en muchos casos parecen desmotivados, o "perezosos", cuando en realidad, no lo son. La dislexia parece ser una alteración del neuro-desarrollo, es una alteración específica del aprendizaje.

 

 

Las características de un niño con dislexia son:

 

La dislexia se asocia a dificultades en la ortografía, la lectura, e incluso el habla.

 

Dificultad para asociar los sonidos con las letras y las letras con los sonidos. (b con sonido be)

 

Dificultad para escribir o copiar letras, números y símbolos en el orden correcto.

 

Uniones o separaciones incorrectas de palabras.

 

Dificultad de memorización.

 

 

“Es importante que los padres estén psico-educados en relación a las dificultades de aprendizaje que pueden tener sus hijos,  para así ser capaces de estar alertas e identificar señales que indiquen la presencia de alguna alteración” Explicó la Especialista en Psicología de la Salud Anna Converso, quien añadió que los padres deber ser observadores, comprensivos y permitir una evaluación profesional para atenderla a temprana edad y así, asegurar el éxito escolar de sus pequeños. 

 

 

Los maestros también tienen una importante participación en el cuidado del niño, ellos son quienes primero perciben la existencia de alguna alteración de aprendizaje en el niño, por lo que deben comunicarle de inmediato a los papás, la sospecha de dislexia. Una vez que ha sido diagnosticado, padres, Psicólogo, Psicopedagogo, y maestros deben trabajar en conjunto en pro de la terapia psicopedagógica asignada.

 

La psicóloga del Centro de Atención Psicológica Avanti, Anna Converso, te regala estas recomendaciones:

 

Ubicar al niño dentro del salón de clases muy cerca del profesor, para que éste pueda prestarle mayor atención y no esté distraído con los otros compañeros.

 

Ayudarlo a pronunciar bien las palabras, enseñárselas cada día y haciendo énfasis en las que más se les dificulta.

 

Escribir palabras incompletas y que el niño complete lo que falte, con el fin de que se relacione más con las palabras en forma correcta. Este tipo de actividades les ayudarán en las prácticas de escritura.

 

 

Valorar sus trabajos por el contenido, y no por los errores en la escritura, esto le permitirá al niño sentirse siempre motivado.

 

Se deben valorar los progresos de acuerdo con su esfuerzo, no con el nivel del resto de la clase o de otros niños, así el niño se sentirá animado y elogiado.

 

Destacar los aspectos positivos del niño, dejando a un lado sus pequeños errores o aspectos negativos.

 

“Cada una de las recomendaciones a seguir, dependerán de la necesidad específica de cada niño, pero en general, lo que se busca es optimizar el rendimiento escolar, y atender las consecuencias emocionales de dicho trastorno, como lo pueden ser frustración, baja autoestima, entre otras”. Señaló la psicóloga.

 

 

 

 

 

Publicidad
Publicidad
Mira las fotos de nuestros amiguitos en la sección Fotoquito
1Comentarios

1

hans parody 12/10/2017 08:08 AM

Excelente artículo, muchos padres sabemos muy poco o nada sobre la dislexia.