Publicidad

Actualizado hace 0 minutos

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Mundo
11:38 AM / 13/02/2018
La consulta del Sí que también dio voz al No en Ecuador
PL
0
Agencias

La consulta popular realizada en Ecuador a propuesta del presidente, Lenín Moreno, resultó uno de los ejercicios electorales más sonados en la historia del país, donde a pesar de la victoria del Sí a las siete preguntas, el No, con un mínimo de fuerzas, hizo escuchar su voz.


Una batalla desigual marcó el proceso, a partir de una campaña en la que 36 organizaciones políticas y militares respaldaban la iniciativa del mandatario, mientras solo cuatro anunciaron oficialmente su rechazo a las preguntas.


En las calles, la diferencia era evidente pues abundaban carteles a favor de la consulta y poco se vio en contra, situación que también fue bien marcada en los medios de comunicación, donde la publicidad era por el "Sí, sí, siete veces Sí", al igual que la mayoría de los entrevistados.


Secretarios de estado, partidos políticos de oposición que se unieron al oficialista Alianza PAIS reconocido tras la fragmentación de la formación con la cual obtuvo la presidencia Lenín Moreno, banqueros y el propio dignatario aprovecharon cada resquicio para apelar a un voto favorable.


De otro lado, un grupo de exafiliados al movimiento gubernamental, algunos asambleístas y sectores de la población que consideran los últimos 10 años de la historia nacional como la Década Ganada, recorrieron casi todo el territorio guiados por su líder, el exjefe de Estado, Rafael Correa, quien comandó la batalla por el No.


Con esas condiciones de partida, la consulta y referendo, el 4 de febrero último concluyó con la victoria del Sí, pero demostró la fuerza política que aún representa Correa, quien pese a vivir desde julio de 2017 en Bélgica, mantiene un fuerte poder de convocatoria por estas tierras.


Es por eso que para muchos, el meollo del contenido de la consulta era: eliminar la reelección indefinida (pregunta 2), con el fin de evitar una posible nueva postulación del exmandatario en las elecciones presidenciales de 2021.


"En la pregunta dos -y con casi todos los medios de comunicación en contra- Correa logró el apoyo de 35 por ciento de los votantes, lo cual demuestra que cuenta con un significativo respaldo popular", señaló el periodista y sociólogo argentino Pedro Brieger en el artículo "Los Laberintos de la consulta".


Por otra parte, es de destacar que en Europa, los migrantes ecuatorianos que acudieron a las urnas votaron No en cuatro de las siete preguntas.


Ampliar sanciones contra funcionarios corruptos, derogar la Ley de Plusvalía, cesar a los miembros del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social, evitar la imprescriptibilidad de delitos sexuales contra menores, reducir la explotación petrolera en el Parque Yasuní y prohibir la minería metálica en áreas protegidas y zonas intangibles eran las restantes interrogantes.


De ellas, los migrantes dijeron No a las preguntas sobre la Ley de Plusvalía (6), la reelección indefinida (2), el Consejo de Participación Ciudadana (3) y el tema petrolero en el Yasuní (7).


Una reacción similar hubo en Manabí, bastión de luchadores por la equidad social y epicentro del terremoto del 16 de abril de 2016, provincia donde también hubo rechazo mayoritario a las propuestas 2, 3 y 6.


"El Sí ganó contundentemente en todas las preguntas. Triunfó el país". "El mandato en las urnas ha sido clarísimo. Tenemos que construir un nuevo Ecuador. Tenemos que hacerlo inmediatamente y de manera conjunta", escribió el dignatario en dos mensajes de su cuenta en Twitter.


Sin embargo, Correa y sus seguidores le dieron otra lectura a los resultados. "¿Sabían ustedes que en Guayas, Los Ríos, El Oro, Santa Elena, Manabi, Santo Domingo, Norteamérica, Latinoamérica y Europa, el NO sacó más del 40 por ciento? Esto es, Âíen más de la MITAD del padrón!

Un gran fracaso para el Gobierno, que en una campaña tan desigual... Âídebió sacar 110 por ciento!", afirmó el antecesor de Moreno.


En medio de la batalla del Sí vs el No o de Morenistas contra Correístas, como muchos le llaman, hay un espacio para la incertidumbre de parte de la población que aún no sabe si su voto le favorece o perjudica, así como entre analistas políticos, quienes ven un nuevo escenario político a partir de la consulta y referendo.


"El tiempo dirá si Lenín Moreno podrá consolidar su poder sin una parte importante del movimiento que fundó Rafael Correa y si continuará formando parte del eje progresista en la región", consideró el argentino Brieger.


De su lado el historiador ecuatoriano Juan Paz y Miño estima que la consulta provocó una convergencia inédita de fuerzas sociales en la historia contemporánea del país, pues contó con el espaldarazo de las viejas izquierdas, la centro izquierda, los marxistas ortodoxos, pro-bancarios, dirigentes de movimientos sociales, indígenas y centrales sindicales, entre otros.


"Lo inédito está en que, además, saludan al nuevo gobierno o se congratulan por el que consideran un cambiado ambiente político de "democracia y libertades", reconocidas figuras políticas del pasado, los más influyentes medios de comunicación privados y, desde luego, los públicos, los diversos partidos de la derecha política, las cámaras de la producción y las elites económicas nacionales", aseguró.


Con muchas preguntas y pocas certezas, la nación espera ahora por la nueva etapa, la implementación de las propuestas, y solo el tiempo dirá quién estaba en lo cierto y si valió la pena, pro mayoría, decir "siete veces Sí". 

¿Te gustó la nota?
Publicidad
0
TOP 5 DE NOTICIAS
Publicidad
0Comentarios
AVANCES
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS
MAS NOTAS DEMundo
Ver más