Síguenos...
Facetas
Descubre la importancia de tener buena actitud
08:30 AM / 05/12/2018 Arminda García (Profesora titular universitaria)
Agencias

Conocemos como actitud, la facultad que tienen los seres humanos para actuar ante ciertas situaciones que se presentan en la vida. Se trata, de la forma como se expresa el estado anímico de los individuos, así como, de la respuesta emocional ante las distintas circunstancias. Esta, se forma de manera aprendida, basada en las diferentes experiencias vividas, influyendo sobre las reacciones que demuestran los individuos.

 

Cuando algo inesperado sucede, bien sea favorable o desfavorable, la actitud determina  la forma como se asumen esos imprevistos. No todos tendrán las mismas respuestas. Esta característica, demuestra la facilidad que tienen las personas de afrontar esos acontecimientos. Si es de manera adecuada o no, dependerá de la personalidad y capacidad de cada uno, pues, genera una disposición mental que direcciona las reacciones positivas o negativas.

 

Algunos factores que influyen en la formación de la actitud son, las relaciones con otros, los valores personales, las vivencias, las creencias, el entorno, entre otros. Esta última condición, está determinada por los resultados que el individuo desea alcanzar respecto a sus metas personales o sociales, pues su forma de conducirse, le facilitará el cumplimiento de su rol en la sociedad. Le permitirá, destacarse demostrando una actuación satisfactoria o no.

 

 

Quienes demuestran una actitud positiva, son individuos optimistas, con una óptica favorable ante las contingencias o cambios inesperados, lo cual, ayuda a evitar reacciones negativas de angustia o confusión. La disposición favorable, ayuda a seguir adelante encontrando el mejor camino, a estar dispuestos para recibir apoyo de otros y demostrar mayor carácter.

 

La actitud positiva hay que cultivarla, pues es una excelente cualidad para lograr cualquier objetivo. Está,  determinada por las condiciones emocionales de cada quien, es decir,  del sentimiento que se le atribuye a las situaciones vividas. Es importante entender que, existen factores externos que afectan y no se pueden controlar. Además influye, la seguridad con la cual se asumen estas vivencias.

 

 

La actitud, es determinante en la forma de asumir las distintas experiencias de la vida y de interpretarlas, para generar una serie de creencias internas que conforman las  representaciones  que los individuos se forman sobre la realidad. Aunque no es fácil, debido a la naturaleza vulnerable de las personas,  si es posible contar con una actitud positiva, que permita una visión favorable para asumir la vida.

 

 

¿ Te gustó la nota ?
0 Comentarios