Publicidad

Actualizado hace 10 minutos

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Belleza y Salud
03:32 PM / 06/12/2018
Mito o realidad: ¿Entrenar en ayunas quema más grasa?
Agencias
Agencias

Cuando tomamos la decisión de bajar de peso iniciamos nuestra meta con decisiones como mejorar nuestros hábito alimenticios y comenzar una rutina de ejercicio. El equilibrio entre ambas nos permite ver y sentir lo que anhelamos a medida que pasa el tiempo; pero, quienes ejercitan a primera hora de la mañana se preguntan: ¿es correcto o no desayunar antes de iniciar la actividad física?

Según el portal TekCrispy, se cree que es bueno entrenar en ayunas porque el cuerpo tiene menos cantidades de glucosa en el cuerpo y recurre a la grasa para poder adquirir la energía que demanda el ejercicio.

De acuerdo a esta página, en 2016 se realizó un gran análisis de 27 estudios donde se concluyó que ejercitarse en ayunas quema más grasas que si lo hacemos después de comer.

Otro estudio reveló que esta decisión impulsa al cuerpo a deshacerse de la grasa de forma molecular y genética, lo que permitirá que el cuerpo lo haga de manera más fácil en el futuro.

Sin embargo, la mayoría de estas investigaciones solo observan los resultados a corto plazo.

Igualmente, otro estudio de 2014 evaluó a dos grupos de mujeres que tenían la misma dieta y realizaban la misma actividad física por cuatro semanas; un grupo lo haría en ayunas y otro después de comer. Los resultados arrojaron que ambos grupos perdieron peso y grasa sin ninguna diferencia significativa.

El diario As aseguró que entrenar en ayunas es bueno, pero depende para qué. Lo recomendable es realizar ejercicios de baja intensidad porque así el combustible del cuerpo serán las grasas. Recalcaron que se trata de algo “extra” y que cada cuerpo es distinto, por lo que es ideal iniciar con una caminata sin desayunar por una hora, luego hora y media y, si no hay inconvenientes, aumentar levemente la intensidad. 

Destacaron que la efectividad se logra a partir de la media hora de ejercicio a baja intensidad. En deportes de alta demanda esto no se recomienda.

Laura Berninches, diplomada en Nutrición Humana y Dietética, expresó al portal de la revista Women’s Health: “Si vamos al gym o salimos a correr en ayunas con el único fin de perder peso o materia grasa debemos tener en cuenta que no es la estrategia más segura que podemos elegir”.

Resaltó que “un entrenamiento en ayunas no controlado puede tener consecuencias negativas o no deseadas, como por ejemplo una pérdida de masa muscular”.

El entrenador Ángel Merchán dijo a esta revista que “realizar ejercicio en ayunas no va a suponer una ventaja significativa si nuestro objetivo es la pérdida de grasa en nuestra composición corporal”.

Merchán aseveró que "si estamos pensando en entrenar pruebas de larga distancia o en mejorar patrones de nuestra salud podemos introducir ejercicios de baja intensidad en ayunas de forma progresiva. Pero si nuestro objetivo final es la pérdida de grasa o de peso, es mejor buscar otras estrategias”.

¿Te gustó la nota?
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS
Publicidad
0Comentarios
AVANCES
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS